Tamponess

¿Cómo se usan los tampones?

Para aprender a utilizar los tampones no solo te puedes guiar por las instrucciones que aquí te indicamos, también puedes auxiliarte con las descripciones y diagramas que se encuentran en el producto que has comprado.


Lo primero que deben saber es que antes de comenzar, es necesario relajarse. Cuando estás nerviosa, los músculos se tensan y eso hace mucho más difícil la inserción del tampón en la vagina.

1. Elige el tampón de menor tamaño para la primera vez, uno de absorción menor o regular. Una vez que te vayas acostumbrando, puedes utilizar unos más grandes si necesitas mayor absorbencia para evitar las fugas menstruales.

2. Siéntate en una posición cómoda. También puedes estar de pie con una pierna sobre el inodoro o la bañera, así como agachada con las rodillas separadas, si lo prefieres.

Tamponess3. Separa el tampón y extiende el cordón completamente. Sostén el tampón por el medio con el pulgar y el índice. Asegúrate de que el cordón sea visible y esté apuntando hacia el exterior.

4. Con la otra mano, separa los pliegues de la piel alrededor de la vulva, los llamados labios, y posiciona la punta del tapón en la abertura vaginal. El extremo final del cordón debe sobresalir del cuerpo, apuntando hacia el suelo.

5. Mientras mantienes el tampón en un ángulo de 45 grados, empújalo suavemente hasta que los dedos toquen su cuerpo y el tubo más grande esté completamente dentro de su vagina.

6. Si estás usando un tampón con un aplicador, a continuación, utiliza el dedo índice para empujar el tubo más pequeño a través del tubo exterior, sin dejar de pulsar sobre el tubo más grande con los otros dedos. Este movimiento empuja el tampón fuera del extremo frontal del aplicador y hacia dentro de la vagina. En este punto, sólo habrá una pequeña parte de tubo fuera de la vagina y el cordón del tampón debe estar visible.

7. Una vez que el tubo interior se ha introducido completamente, retira el aplicador, envuélvelo  en papel higiénico y tíralo a la basura.

8. Unas horas más tarde, cuando estés lista para retirar el tampón, sujeta el cordón y tire de él hacia abajo hasta que todo el tampón esté afuera. Envuélvelo con papel higiénico y deposítalo en la basura. No se recomienda tirar los tampones por el inodoro.

Nota: Por lo general no es necesario quitarse el tampón antes de orinar o defecar, y si tratas de sacarlo antes de tiempo, puede que esté muy seco todavía y no sea fácil sacarlo.  Si esto llegara a sucederte, no te asustes, solo espera una hora y vuelve a intentarlo.